Artículos¿Cuáles son las diferencias entre el cáñamo y la marihuana?

¿Cuáles son las diferencias entre el cáñamo y la marihuana?

¿Has escuchado a alguien hablar sobre la marihuana y el cáñamo como si fueran sinónimos? Aunque provengan de la misma planta y tengan un aroma similar, tendrás que saber que no son lo mismo. Se trata de variedades distintas de cannabis sativa, con su propia composición genética, propiedades y forma de cultivar. ¿La diferencia clave? Una se fuma, la otra no.

diferencias entre el cáñamo y la marihuana

Aplicaciones y beneficios

Las fibras del cáñamo se han usado para fabricar cuerdas, telas, papel y otros materiales por miles de años, además de aprovechar sus semillas, aceite y celulosa. Como se usa principalmente con fines industriales y medicinales, por años fue un cultivo legal y masivo que se explotó como cualquier otro. Sin embargo, a partir del siglo pasado se ha ido prohibiendo su cultivo alrededor del mundo.

La marihuana, por su lado, se cultiva con fines recreacionales y medicinales, aprovechando sus principios para provocar efectos psicoactivos y aliviar el dolor que provocan ciertas enfermedades. Y debido a los efectos antipsicóticos del CBD, ambas variedades de cannabis se pueden usar para tratar enfermedades como la epilepsia, trastornos bipolares y esquizofrenia.

Principios activos

En el caso del cáñamo, apenas es perceptible el contenido de tetrahidrocannabinol (THC), el psicoactivo que provoca los efectos placenteros de fumar marihuana. Es decir, esta variedad de cannabis no tendrá los efectos que se esperan de la marihuana, que cuenta con un contenido de THC considerablemente más alto. Esta es la característica que se usa legalmente para distinguir ambas variedades de cannabis, considerándose cáñamo cuando tiene una concentración de THC que ni alcanza el 0,4%.

El cannabidiol (CBD) es el otro principio activo de estas plantas, siendo una de las grandes diferencias cáñamo-marihuana que se encuentran. A diferencia del THC, se trata de un antipsicoactivo que provoca un efecto sedativo y aminora la sensación de dolor. Se concentra en el cáñamo, llegando a componer un 40% de la planta, mientras que en la marihuana se presenta en cantidades menores.

Forma y cultivo de cannabis y Marihuana

Es cierto que ambas variedades de cannabis sativa son parecidas: tienen la misma hoja y hasta el mismo olor, haciéndolas difícil de reconocer. Pero debido a los usos diferentes que se les da, las plantas de marihuana y cáñamo se cultivan de una forma específica para fomentar el crecimiento de ciertas partes de ellas.

El cáñamo se hace crecer para obtener más materia prima, con plantas que pueden llegar a medir cinco metros de altura y presentan tallos espesos, pocas ramas y ningún cogollo. Así generan grandes cantidades de aceites, fibras y celulosa a partir de toda la planta.

Pero como la marihuana se usa con fines recreativos y medicinales, su tratamiento es muy diferente. No sirve hacer crecer la planta ni obtener materia prima a partir de ella, sino que se busca sacar provecho del cogollo. Por eso, las matas son mucho más pequeñas y abundantes en flores. Para lograr eso, los cultivos suelen tener únicamente plantas hembras. De esta manera se evita la polinización y se logra como resultado matas con muchas flores y cogollos sin semilla.

La cantidad de productos distintos y las necesidades que se pueden cubrir a partir de la cannabis sativa son increíbles. Todo gracias a las diferencias cáñamo marihuana que se encuentran en la composición genética de las plantas, y que van más allá de si se puede fumar o no.