NoticiasAutocultivoAlimentación foliar en hidroponía: Maximización en la absorción de nutrientes
28-10-2016 | Autocultivo | Autor: dlf@delaferia.cl

Alimentación foliar en hidroponía: Maximización en la absorción de nutrientes

En las plantas hidropónicas el método más común de fertilizarlas es por medio de la aplicación de una solución nutritiva a la zona radical del cultivo.

En mayor parte los sistemas radicales de las plantas absorben de manera eficaz los nutrientes minerales, ciertas condiciones pueden prevenir la absorción óptima de algunos de los elementos que necesitan las plantas.

Si las plantas dan muestra de estrés, si las raíces se han muerto o han sido dañadas, si dan muestra de una insuficiencia de nutrientes o si se cultivan a partir de esquejes, la alimentación foliar se convierte en una forma muy útil de aplicar los nutrientes.

Es por esto que para estos casos y otros que estime conveniente el cultivador, la alimentación foliar se convierte en una forma de aplicar los nutrientes muy conveniente.

La alimentación foliar aporta nutrientes a través del follaje de la planta, que es capaz de absorber y desplazar ciertos minerales por el tejido celular.

La experiencia de los cultivadores indica que los nutrientes foliares aplicados correctamente pueden ser hasta diez veces más útiles que los fertilizante que se abastece a la raíz.

El proceso de alimentación foliar comienza en las hojas, específicamente en los estomas. Estos posibilitan el intercambio de gases para la fotosíntesis y respiración, así también como para emitir vapor de agua en la transpiración estomática.

La alimentación foliar es un método rápido y eficaz de suministrar nutrientes.

La molécula del calcio, por ejemplo, es grande, no se asimila fácilmente por los poros, relativamente pequeños, de la capa pilífera de las raíces. Sin embargo, lo estomas, relativamente grandes de la hoja pueden absorber fácilmente la molécula del calcio.

Si se está utilizando fibra de coco en el cultivo, la alimentación foliar aporta grandes ventajas, ya que el calcio es menos disponible a las plantas que solo se alimentan por las raíces.

Se aconseja aplicar la solución de nutrientes con un vaporizador hasta que empiece a correrse el agua mojando toda la superficie de las hojas.

Es importante también la hora en la que se vaporiza. Es mejor hacerlo justo antes de de encenderse la luz cuando menos calor hace o cuando se apaga la luz y la temperatura está más alta.

No se aconseja aplicar las soluciones con la bombilla encendida cuando la temperatura está alta,  ni en caso de marchitarse la planta, ni bajo estrés acuático/presión osmótica, debido a que lo más probable es que los estomas están cerrados lo que haría que la aplicación de nutrientes resulte ineficaz.

La alimentación foliar se puede efectuar cada semana o se podría limitar a las etapas de máxima demanda de nutrientes tal como al principio del ciclo de floración o cuando la planta tiene mucha fruta.

Lo más frecuente es que la respuesta más visible a la alimentación ocurre durante la fase de crecimiento activa (periodo de crecimiento exponencial). Durante esta fase las hojas demuestran una eficacia especialmente alta en absorber nutrientes.

Si se junta un periodo durante el cual le cuesta absorber nutrientes por las raíces con un periodo de ata demanda de nutrientes, resultará, lo más probable, una importante pérdida en la cosecha potencial sin que el cultivador perciba indicio visible.

 

 

 

cultivo
141